Como el ejército israelí combate el TEPT

El trastorno por estrés postraumático o TEPT es un desorden mental que afecta a personas que experimentaron un evento traumático como accidentes automovilísticos o asalto sexual. Los soldados están a riesgo de dicha disabilidad por las circunstancias extremas en las que se encuentran. “Nosotros creemos que un buen soldado es mesurado no sólo por su estado físico pero también por su salud mental.” dice el Teniente Coronel Dr. Ariel Ben-Yehuda, cabeza de la rama clínica del departamento de salud mental. Nuestros comandantes explican cómo entrenan a sus soldados para enfrentar los desafíos y prevenir cicatrices emocionales.

16777553079_867f7c2bd3_o

Cuerpo de Blindados

Soldados en el Cuerpo de Blindados a veces se encuentran sentados en un tanque por horas, incluso días, sin poder ver sus alrededores. Para preparar a los soldados para la ansiedad que pueden encarar, los comandantes hacen simulaciones. Los soldados son situados en un tanque por 24 horas sin relojes o teléfonos para que puedan adaptarse a la falta de percepción del espacio y tiempo.

Adicionalmente, comandantes enseñan a sus soldados lecciones que son relevantes fuera del tanque. Uno de los conceptos más importantes es fracaso, ellos saben que no siempre van a triunfar. Para prepararlos para esta realidad, comandantes asignan misiones que no pueden completar.

8618770950_c3cf6ff36d_o

Soldados combatientes en Judea y Samaria

Debido al alto índice de ataques terroristas, la situación en Judea y Samaria es complicada, especialmente para los soldados que sirven en el área. ¿Cómo se siente un soldado cuando ve a un vehículo acelerar en su dirección a 120 kilómetros por hora o cuando es testigo del apuñalamiento de un compañero? ¿Cómo se siente un soldado cuando vive en constante peligro?

Las FDI puso en marcha MAGEN (en hebreo significa “escudo”) un programa para hacer frente a estas circunstancias. Durante su entrenamiento, soldados aprenden a cómo apoyarse mutuamente en caso que alguien en su escuadrón sufra emocionalmente. Soldados asisten a conferencias y charlas con psicólogos y expertos en salud mental. Esto les proporciona las herramientas para evitar el estrés postraumático antes de que se desarrolle.

Después de cada operación, un equipo de oficiales de salud mental llegan a la escena para proveer asistencia emocional a los soldados. Los que están en necesidad después se les da más atención en el hospital y en su unidad. El objetivo es conseguir que los soldados de vuelta y ayudarles a superar el trauma que han experimentado.

15212506696_ae57cc71d8_o (1)

Submarinistas navales

Al igual que los soldados del Cuerpo de Blindados, decenas de submarinistas  pasaron semanas confinados dentro del submarino junto a toda la tripulación. Debido a que el ambiente es tan aislado, los oficiales observan con atención y mucho cuidado a los potenciales submarinistas. Durante las pruebas, los comandantes observan cómo los soldados interactúan uno con el otro, asegurándose de que puedan cooperar aun bajo una enorme presión.

Los soldados también son entrenados para vivir en el aislamiento – no solo de la tierra firme, sino también del mundo exterior. En el entrenamiento, se les quita sus teléfonos celulares durante semanas y solamente se comunican con sus compañeros soldados y sus comandantes.

Sabiendo que están bien entrenados y preparados para cualquier amenaza, los soldados ganan confianza y actuan mejor en combate. “Todo ejercicio comienza con un simulacro de ataque. Las fuerzas practican estar alerta”, dice el Tte. Cnel Dr. Ariel Ben-Yehuda. “Aquí, nos enfocamos en permanecer en funcionamiento y apoyarnos unos a los otros  inmediatamente después de una situación traumática. Combatir y entrenar junto a los amigos fomenta la alegría y promueve la confianza. Estos son elementos esenciales para prevenir TEPT.”

 


compártelo:


Comments: